3/8/07

Las vacaciones y las buenas costumbres

Pues que ... cuesta un poco volver a coger la rutina, cambiar los horarios, los hábitos, la alimentación, las preocupaciones. Cuesta poner a punto una maquinaria que tiene que esta a pleno rendimiento durante once meses.
Y después dicen que el hombre es un animal de costumbres, si de "buenas costumbres".

5 comentarios:

  1. Es cierto, cuando llevas unas horas en el trabajo, no te acuerdas ni de que el dia anterior estabas en una playa...
    Oye Neuro siento la contestacion de CoRank, me pillaste de rebote, te dejo que me des un tiron de orejas okey, besitos

    ResponderEliminar
  2. Pues nada... A disfrutar de los futuros once meses de curro... Lo mejor de las vacaciones es que se acaban y te reencuentras con los compañeros del curro.. Que te están esperando con los brazos abiertos para que les enseñes las fotos de la playa... :P
    Que no se te haga duro!

    ResponderEliminar
  3. Me imagino que el objetivo es realizar un trabajo que realmente te guste y más aún si lo puedes hacer cuando te apetezca. Un punto importante es seguir las necesidades de cada uno y no considerar algunos trabajos como despreciables porque no te aporten dinero, por ejemplo, ya que otros trabajos te pueden aportar cosas realmente más interesantes.

    Pero bueno, suerte a los currantes jeje

    ResponderEliminar
  4. Anónimo16:02

    gracias por visitar mi blog. Lo frecuentare a menudo. Un saludo
    Chechu

    ResponderEliminar
  5. Lo cierto es que es el ocio el que dignifica al hombre. Por eso, el dicho ese que reza: El trabajo dignifica al hombre" cuando fue dicho en su momento, fue dicho, o por un cura o por un "noble", ya que ambos jamás han trabajado y de esta forma conseguían que la clase obrera trabajara más por nada.
    ;-)

    ResponderEliminar